viernes, 11 de octubre de 2013

¿Se han perdido los buenos modales?

Siempre me ha gustado la gente correcta y educada y por eso yo misma intento serlo y pretendo que Víctor también sea cortés, amable, delicado, considerado, mesurado, atento, caballeroso, etc. ¡¡¡Cuantas cosas!!!

Pero tengo la sensación de que en general, se han perdido los buenos modales, como ya comenté en la entrada No podemos pedir que sean educados, que ya nadie o muy poca gente se preocupa de saludar al llegar a un sitio, de dejar salir antes de entrar, de ayudar a la gente mayor, de taparse la boca al bostezar o cualquier otro gesto que en sociedad demuestra educación y corrección.



Para erradicar esta situación y si os interesa, ayudaros en esta tarea, os recomiendo el libro: Allá donde vamos nos comportamos, que explica grandes valores a nuestros pequeños: ¿Por qué hay que masticar con la boca cerrada?, ¿por qué debo guardar el turno en los columpios o hablar bajito en la biblioteca?

Para mí, en concreto, mi lucha diaria es que Víctor coja correctamente los cubiertos, y cual fue mi sorpresa cuando el otro día, viendo una información sobre los recortes en becas de comedor (tema más que interesante para tratar), las imágenes recurso utilizadas para ilustrar la noticia eran de niños comiendo en un comedor escolar... y NINGUNO cogía bien la cuchara al tomar la sopa.

¿Es que en los comedores escolares no les enseñan a comer correctamente, a comer despacio, a cortar pequeños trozos o a coger bien cuchara, cuchillo y tenedor? 



No es una pregunta retórica, espero respuestas de profesionales del ramo, pues no quisiera pensar que mi lucha cada día porque mi hijo coma correctamente es inútil, si se le permite comer como un hombre prehistórico cuando se queda a comer en el colegio.

Y es que las personas que me conocen, saben de sobra mi principio: Es casi más importante cómo se come, que qué se come

Y no únicamente me refiero a los cubiertos, si no a comer en la mesa, correctamente sentado, sin estar pendientes de la televisión (a ser posible con ella apagada), pausadamente, esperando a que todos acaben para levantarse, en definitiva: 



CON MODALES


1 comentario:

  1. No es que en los comedores escolares no se les enseñe buenos modales sino que es difícil personalizar estos de alli la importancia que cada padre o acudiente de los niños acompañe tambien en este proceso

    ResponderEliminar