lunes, 8 de julio de 2013

Port Aventura, un gran acierto

Este verano, nos tocaba visitar de nuevo Port Aventura (el año pasado fue el Parque Warner Madrid y el anterior ya visitamos el parque de Tarragona), con Víctor cada vez más alto y pudiendo subirse a atracciones más y más intensas.



El caso es que yo, enamorada de los parques temáticos como Bioparc o el Oceanogràfic y en especial de los parques de atracciones estaba realmente emocionada por una excursión que no defraudó. 

No os contaré qué y cómo es el complejo de ocio que seguramente ya muchos conocéis, simplemente os hablaré de nuestra experiencia que de nuevo ha sido positiva.

Nos plantamos allí el viernes 28 de junio (intentando que no coincidiera con el fin de semana, para evitar más aglomeraciones de las necesarias) a las 10:30h y compramos las entradas reservadas vía Travel Club, en la taquilla de grupos (con menos cola) y con un descuento de 15€/entrada, un acierto.



Y nada más entrar nos dirigimos a la zona Sésamo Aventura, que tanto le había gustado en 2011 a Víctor, cuando contaba con 3 añitos. De nuevo, le volvió a encantar (y a nosotros) por la ambientación, el colorido y los divertidos personajes, pero una vez visto el espectáculo y probadas las suaves atracciones, nos dimos cuenta de que hacía falta más emoción...

El resto del día lo pasamos "viviendo al límite", subiendo a todo aquello a lo que le dejaban pasar con sus 115 cm de altura y acompañado por los "irresponsables" de sus padres. 

Sin duda la atracción estrella que combinaba seguridad e impresión fue "El Diablo. El tren de la Mina" y allá que nos montamos en más de 5 ocasiones... Y a las 20 horas acabamos nuestra escapada express que prosiguió con un fin de semana en Barcelona (pero esa ya es otra historia...).




UNA JORNADA ESTUPENDA
...
Y 3 DÍAS DE AGUJETAS

;-)

No hay comentarios:

Publicar un comentario