miércoles, 22 de mayo de 2013

Bicicletear: Cosas que hacer cuando ya tienes 30 años (V)

Ya sabéis, que este blog nació hace unos 8 meses, con el propósito de lanzar a la red mis ideas, gustos y propósitos, después de haber cumplido los 30 años.

Y aunque he de decir que algunos objetivos, como el de ir al gimnasio (en un 50% por dejadez y en otro 50% por desorganización), otros sí los he conseguido... 

Entre ellos, estoy retomando de nuevo mi afición infantil y juvenil a la bicicleta, un transporte ecológico, sostenible y que me permite hacer algo de ejercicio a diario. Gran culpa de esto la tiene Valenbisi y mi nuevo horario laboral. 



Por un lado, soy firme defensora (a pesar de los múltiples defectos y mejoras que se le pueden atribuir al servicio) del servicio de alquiler de bicicletas del Ayuntamiento de Valencia

Me permite cada día desplazarme con una de las bicicletas que hay aparcadas en una estación a 50m de mi portal, hasta mi lugar de trabajo evitándome la catastrófica y dolorosa operación de bajar la mía propia en el ascensor (con lo flojucha que soy) y dejarla sin más complicación (puedo volver en en bicicleta, paseando, coger autobús o pueden venir a recogerme y no necesito dejarla en la calle con el riesgo de hurto que implica), en una estación cercana a mi lugar de trabajo.



Además, aunque en muchas ocasiones he utilizado la bicicleta para llegar al trabajo, ir a las 6h de la madrugada (sobre todo los fines de semana) por las desiertas calles de Valencia, es una aventura cuanto menos inquietante. Así que ahora, que entro a trabajar a las 13h y es prácticamente imposible aparcar el coche en los alrededores del trabajo a esa hora, el recorrido de 3km desde mi casa a Auditmedia, se convierte en un paseo muy placentero (pues tengo carril bici de puerta a puerta) por el precioso Cauce del Río Turiaque está entre los parques lineales más largos de Europa.

Una fantástica manera de hacer algo de ejercicio, ahorrar en combustible, favorecer al medioambiente y conseguir aparcar el coche y los malos humos...


No hay comentarios:

Publicar un comentario